9.7.13

Noche de chicas



Te ha pasado que un día cualquiera, en una estación que ya no recuerdas, o sí, si la recuerdas pero sólo porque acaba de pasarte hace unos días, (entonces la estación es verano), pues bien, te ha ocurrido que abordas a tu hermana y le dices, --hermanita, ¿qué crees?, hoy es tarde/noche de chicas--, a lo que ella experta ya en el tema te responderá y de forma inmediata un rotundo ¡NO!, y claro, debes emplear la astucia y llevarla solita por el camino del cambio de decisión, le llaman "manipulación", yo prefiero nombrarlo "análisis y razonamiento", claro, cuidando siempre que el resultado sea satisfactorio a tus deseos, en este caso, los míos.



Ah, y si no te funciona el plan A, pasamos de forma inmediata al plan B, es sencillo,  haces pucheritos, y con toda la tristeza de que eres capaz vas con mami, le dices, --mami, mi hermana ha dicho que no me quiere y no desea estar conmigo--, acto seguido y si tus gestitos fueron los correctos, mami va con tu hermana y le dirá que no sea dura con su hermana (en éste caso yo), que los hermanos deben cuidarse y estar juntos, has vencido, cuando tu mami entra en escena previo "análisis y razonamiento" a la que la has sometido sin darse cuenta, entonces la victoria es tuya, pero cuidado, porque mami puede no ser tan ingenua como crees, no, y entonces puede decir a tu hermana, acepta, pero dile que tendrán la tarde/noche de chicas determinado día, (sabe qué día tengo programada una salida y entonces me la ha aplicado con mi hermana).



Mediando la situación y fuera del alcance del radar de la mami, volvemos al plan B, pero ahora los pucheritos son con tu hermana que es toda bondad, logro convencer a mi hermana y tenemos la tarde/noche de chicas, empiezo por perfilar sus cejas, hacerle limpieza a su rostro, probar nuevas sombras, maquillajes, como se ve la línea debajo, sobre, de lado, en fin, que por comparativas no falta, un lado de su rostro de una forma maquillada y el otro diferente, entonces observo el largo de su cabello, el color, que dicho sea de paso, no lo ha cambiado desde su nacimiento, (eso lo veo terrible), y decido lo que le quedaría bien, pero como mi decisión es frágil, sobre la marcha voy haciendo cambios.



Tomo partes de su cabello, nada sincronizado, por donde me place y aplico decolorante, punta, medio, casi raíz, no importa desde donde lo haga, todo se vale, envuelvo y dejo actuar, pero entonces surgen las dudas, el color que deseo como resultado final, quizás rojo, quizás cobrizo, tal vez marrón, o puede ser que un rubio, ya a esas alturas, un platinado podría ser,  ya veremos, después de las dudas, vienen los detalles, se me ha pasado el decolorado y los mechones son ahora blancos, no importa, aplicamos un color al tin marín y listo, pero en eso asoma su cabecita mami y hace su acostumbrado comentario, "¿qué te ha pasado?", el susto en el rostro de mi hermana no se hace esperar, y empieza a buscar un espejo (que previamente yo había escondido) para ver el "daño".



Yo no pondría eso, jamás haría ese tipo de combinaciones, debes saber que si mezclas un color con otro dará un resultado y si no previenes eso, quizás resulte el verde, dicho y hecho, voz de profeta, es que cuando dice va a pasar esto, sucede, y siempre caigo en el mismo error de no hacerle caso, al final mi hermanita resulto con un colorido cabello, entre verde, rosa, cobrizo y extra rubio la pasó fatal


Al final y después de haberle dejado unos mechones verdes, otros rosas y alguno que otro azul y platinado, un corte medio extraño y en enojo que aún lo vengo cargando, mamá ha tenido que entrar en la tarde/noche de chicas y ha tenido que "arreglar el desperfecto", sólo fue un pequeño error de cálculo.

No importa, todo tiene solución, detallitos sin importancia, son experiencias de vida.
Besitos


7 comentarios:

  1. Que peligroooooooo...

    Y la santa mamá arreglando los desperfectos, jajajjajaa

    Besos.

    ResponderEliminar
  2. ¡Hola!
    Me encanta tu blog! ;)
    Te he añadido a mi blog (http://irenejunco.blogspot.com.es/) y me seguiré pasando por aqui para emocionarme y disfrutar leyendo cada una de tus entradas.

    Besitos, te esepero por mi blog!

    ResponderEliminar
  3. JAJAJAJAJA.... DE LOS ERRORES SE APRENDE MUCHO,,, Y ADEMÁS SEGURO QUE TE LO PASASTES GENIAL CON TUS EXPERIMENTOS... MENOS MAL QUE ESTÁ MAMI PARA ARREGLAR LAS COSAS.
    TU HERMANA YA NO QUERRÁ MAS NOCHES DE CHICAS, JEJEJEJE...
    UN BESAZO VANY!!!

    ResponderEliminar
  4. Con lo del pastel del otro día y esto, muchos errores de cálculo :D

    Suerte no tuve una hermana con esa capacidad de análisis y razonamiento :P

    Besitos dulcesitos amiguita.

    ResponderEliminar
  5. Suerte que tienes a mami a tu lado que te ayuda a resolver los errores de cálculo, como bien lo has dicho, son experiencias de vida.
    un beso Vany

    ResponderEliminar
  6. Son pequeños errores de cálculo cuando son a terceros, pero cuando los padecemos nosotros...

    Besos niña

    ResponderEliminar
  7. :)
    Pobrecita la peque
    :)
    Vany Vany Vany

    Apapachos para tod@s :)

    ResponderEliminar